viernes, 12 de julio de 2024
Cargando...

Milei prepara más y peores leyes

 

La semana pasada el gobierno de Javier Milei consiguió lo que tanto pedía y decía que era condición sine qua non para llevar adelante su plan económico: dos leyes que desregulan la economía, quitan derechos laborales, benefician a los que más tienen y propician la extranjerización de los recursos naturales. Desde Casa Rosada, sin embargo, dicen que eso no es suficiente y ya tienen en carpeta una serie de proyectos que presentarán en el Congreso durante las próximas semanas. Más allá de la «Ley de Hojarascas», que Milei anunció que impulsará junto a Federico Sturzenegger para derogar más de 100 leyes y lograr más desregulaciones, en el oficialismo también trabajan en una reforma electoral que quieren presentar en 30 días, aprovechando que este no es un año de elecciones. La idea central será cambiar el sistema de financiamiento de los partidos políticos y de las campañas electorales, eliminar las PASO y, además, en la cúpula «libertaria» barajan la posibilidad de bajar la edad de votación de 16 a 14 años. Confían que entre la juventud hay muchos votantes libertarios y que eso los beneficiaría en los comicios del año que viene. 

También podría interesarte

La semana pasada el gobierno de Javier Milei consiguió lo que tanto pedía y decía que era condición sine qua non para llevar adelante su plan económico: dos leyes que desregulan la economía, quitan derechos laborales, benefician a los que más tienen y propician la extranjerización de los recursos naturales. Desde Casa Rosada, sin embargo, dicen que eso no es suficiente y ya tienen en carpeta una serie de proyectos que presentarán en el Congreso durante las próximas semanas. Más allá de la «Ley de Hojarascas», que Milei anunció que impulsará junto a Federico Sturzenegger para derogar más de 100 leyes y lograr más desregulaciones, en el oficialismo también trabajan en una reforma electoral que quieren presentar en 30 días, aprovechando que este no es un año de elecciones. La idea central será cambiar el sistema de financiamiento de los partidos políticos y de las campañas electorales, eliminar las PASO y, además, en la cúpula «libertaria» barajan la posibilidad de bajar la edad de votación de 16 a 14 años. Confían que entre la juventud hay muchos votantes libertarios y que eso los beneficiaría en los comicios del año que viene. 

La que tuvo la iniciativa política de incorporar a los jóvenes de 16 años en los padrones, cuando se podía votar a partir de los 18, fue la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner. La Ley de Ciudadanía Argentina N° 26.774, conocida como ley de Voto Joven, fue sancionada el 31 de octubre de 2012 y se puso en práctica por primera vez en las elecciones legislativas de 2013. Con ella se incorporaron al padrón a cerca de un millón y medio de personas y significó la ampliación de derechos a miles y miles de jóvenes que habían iniciado durante esos años un fuerte proceso de incorporación a la militancia política en distintos espacios partidarios. En La Libertad Avanza quieren copiar la idea y bajar la edad dos años más: «Esta vez –por la elección de 2023– ganamos con ayuda de las mabeles –haciendo referencia al voto de mujeres de la tercera edad–, la próxima quizás con la de los niños», dicen jocosos.

Desde el oficialismo tienen planeado darle impulso, también, al paquete de leyes vinculadas a la Seguridad que presentó la ministra de esa área, Patricia Bullrich. Se trata de cuatro proyectos que fueron presentados en abril de este año en el Congreso para «abordar de manera integral la lucha contra la criminalidad organizada». Las iniciativas incluyen una nueva Ley Antimafias y la reducción o eliminación de las penas para miembros de las fuerzas de seguridad que se vean involucrados en un caso de gatillo fácil y, otras, aumentan las penas para quienes reinciden en un delito. A ese paquete se sumará el proyecto de ley que el viernes pasado anunciaron que enviarán al Congreso Bullrich y el ministro de Justicia, Mariano Cúneo Libarona para modificar el Régimen Penal Juvenil. El objetivo es bajar la edad de imputabilidad a 13 años. 

Es en ese punto, desde Casa Rosada vinculan las modificaciones que buscarán introducir al Régimen Penal Juvenil con las que quieren cambiar del código electoral: «Si te pueden imputar un delito, lo razonable sería que también puedas votar», dicen cerca del Presidente. Sobre bajar la edad de votación de 16 a 14 añaden que «es una idea que tenemos que trabajar». La reforma electoral estaría lista en unos 30 o 40 días y, además de la baja para la edad de votación, también incorporaría la eliminación de las PASO y el cambio del financiamiento de los partidos políticos y las campañas electorales.

La Ley Bases original tenía incluida una reforma electoral que buscaba privatizar la política. Lo que proponía el texto era la derogación y modificación de artículos de la ley actual de Financiamiento de los Partidos Políticos  26.215, y se pedía la eliminación del tope máximo de donaciones por persona y empresas a un candidato o partido durante la campaña y también para su funcionamiento institucional. 

En la práctica, con esas modificaciones, los partidos políticos iban a poder recibir donaciones de privados sin tope y también iban a poder gastarlo sin ningún tipo de límite. Todo indicaría que las modificaciones que enviarán esta vez desde Casa Rosada irán en la misma línea. En Balcarce 50 agregan que también buscarán implementar un sistema de «listas abiertas, no cerradas», y que eso implicará que, a la hora de votar, el elector elija uno por uno a todos los candidatos. «Es una forma de darle más libertad a la gente para que pueda elegir cruzado», opinan. 

Lo que no sumarán en este proyecto, que sí estaba en el de la Ley Bases original, es un sistema de circunscripciones uninominales para elegir a los diputados nacionales. En el verano el oficialismo intentó modificar el artículo 158 del Código Electoral Nacional y reemplazarlo por otro que decía que «Los diputados nacionales serán elegidos directamente por el pueblo de las provincias y de la CABA, que se consideran a este fin como distritos electorales de un solo Estado. A ese efecto, cada distrito se dividirá en un número de circunscripciones igual al número de diputados que se eligen. Cada elector votará solamente por una lista integrada por un candidato titular y un candidato suplente que deben ser de diferente género». «En eso no vamos a avanzar todavía», dicen sobre el sistema de circunscripciones uninominales en Casa Rosada. Se atajan ante las posibles polémicas que esa modificación volvería a destapar en el Congreso.

Pacto de Mayo

El presidente Milei participará el lunes 8 de julio de la cumbre de jefes de Estado del Mercosur que se llevará a cabo en Asunción, Paraguay. Allí, el mandatario de ese país, Santiago Peña, le entregará la presidencia Pro Tempore del organismo a Uruguay. Una vez que termine el evento, Milei se dirigirá a Tucumán, donde participará de la vigilia por el 9 de julio. La firma del pacto –al que en Casa Rosada siguen llamando «de Mayo» por más que se vaya a rubricar en julio– sería durante la madrugada y participarán de ella un grupo de gobernadores. Luego de eso, el Presidente volverá a la Ciudad de Buenos Aires, donde concurrirá al Te Deum que se realizará a las 9 en la Catedral Metropolitana. A las 11, encabezará el desfile militar –del que participarán unos ocho mil soldados y miembros de las fuerzas de seguridad– que se hará desde la avenida Libertador y Austria. 

La organización del pacto de Mayo estuvo a cargo de la secretaria General de la Presidencia, Karina Milei, además de contar con la participación del jefe de gabinete, Guillermo Francos, y del asesor del círculo íntimo, Santiago Caputo. En un principio, la idea era que el decálogo que Milei presentó en la apertura de sesiones ordinarias del Congreso el primero de marzo –y que se postergó por la no aprobación de la Ley Bases– se firme la noche del 9 de julio en Tucumán. Sin embargo, los organizadores se dieron cuenta que esa misma noche podía haber un partido de la selección argentina por la Copa América y decidieron que lo mejor sería adelantarlo para la vigila. 

En el gobierno tienen la idea de que los puntos que un grupo de gobernadores firmará junto a Milei, se transformen en un paquete de leyes. Eso será posible, dicen, mediante la conformación de una mesa de trabajo que integrarán representantes de todos los sectores –del gobierno nacional, sindicales, empresarios, de los gobernadores y de las dos cámaras del Congreso– para organizar la agenda legislativa. 

En la última versión del pacto que circula en Balcarce 50 se incorporó un punto sobre educación, algo que venía pidiendo el gobernador de Santa Fe, Maximiliano Pullaro. También se sumó una adenda en la que mencionan el Consejo de Mayo del que habló Milei en Córdoba el 25 de mayo. «El que quiera venir será bienvenido», repiten en casa de Gobierno y agregan que extenderán una convocatoria a «diversos actores de la vida social y política» en los próximos días. Desde la gobernación bonaerense, en tanto, dijeron a este diario que Axel Kicillof todavía no fue invitado y que «no sabe si irá porque no sabemos de qué se trata». En esa línea, dejan abierta la puerta a una posible participación: «Si es una convocatoria para trabajar distintas cuestiones, analizarlas y buscar alternativas, sí. Si es para firmar algo cerrado, no», subrayan.

Fuente: Pagina12

Comentarios de Facebook

Noticias Relacionadas