viernes, 23 de febrero de 2024

¿Tenés lento el wifi? 10 consejos para resolver tu conexión

 

Internet lento o intermitente es la pesadilla de cualquier persona que tenga que trabajar, pero también es un problema para quienes quieran navegar por la web o incluso ver películas o series. En la nota, las claves para sortear este problema.

Las conexiones a Internet pueden ser una motivo de frustración cuando hay caídas o se pone lento la velocidad de WiFi, especialmente cuando trabajamos desde casa o en modalidad híbrida se ha vuelto común. Mientras que en la oficina, podemos ir al servicio técnico para resolver problemas de conexión, en casa, esta responsabilidad recae en gran medida en nosotros mismos.

¿Qué hacer si mi internet es lenta?

A continuación te contamos los 10 posibles problemas que puedes tener al momento de usar el internet de la casa o de nuestro trabajo:

  • Velocidad de Internet lenta: verificar la velocidad de tu conexión utilizando un servicio de prueba en línea. Si es demasiado lenta, considera actualizar tu plan de Internet.

wifi – router.jpg

Debemos tener en cuenta como es el plan que tenemos contratado para el wifi.

Debemos tener en cuenta como es el plan que tenemos contratado para el wifi.

Freepik

  • Colocación incorrecta del router: colocar el router en un lugar central de tu casa, bien ventilado y alejado de obstáculos. Para áreas grandes, considera usar un router adicional para mejorar la señal.
  • Interferencias en la señal: evita la cercanía de dispositivos electrónicos como microondas o teléfonos inalámbricos al router, ya que pueden interferir con la señal Wi-Fi.
  • Router desactualizado: verificar si hay actualizaciones para tu router en el sitio web del fabricante y asegúrate de tener la versión más reciente del software.
  • Cableado defectuoso: asegúrate de que todos los cables, especialmente los Ethernet, estén en buen estado. Reemplaza cualquier cable defectuoso.

router.jpg

Router

Freepik.

  • Número excesivo de dispositivos conectados: desconecta dispositivos que no estés utilizando para aliviar la carga en el router.
  • Dispositivo infectado con malware: utiliza un programa de seguridad o antivirus para escanear y limpiar tu dispositivo de posibles malware.
  • Problemas de hardware en el dispositivo: si sospechas problemas de hardware, lleva tu dispositivo a un centro de servicio autorizado.
  • Problemas de configuración del dispositivo: restaurar la configuración original del router si has realizado cambios recientes que puedan afectar la velocidad.
  • Problemas con la conexión a Internet en tu zona: si ninguna solución anterior mejora la velocidad, ponte en contacto con tu proveedor de servicios para verificar si hay problemas en la conexión en tu área.

También podría interesarte

Fuente: Ambito.com

Comentarios de Facebook

Noticias Relacionadas