sábado, 22 de junio de 2024
Cargando...

Real Madrid se clasificó para la final de la Euroliga y quiere el doblete 

 

El Real Madrid busca el doblete, pero por dos vías. Por un lado, porque busca defender el título de la Euroliga que logró la temporada pasada. Y por otro, porque tanto en básquetbol como en fútbol tiene la chance de consagrarse nuevamente como el mejor equipo de Europa, ya que en ambos casos está a un partido de distancia. En el fútbol, el último escollo será el Borussia Dortmund en la definición del 1 de junio en Wembley. En básquet, el escalón final será el domingo ante el Panathinaikos. Es el único club en la historia que ya lo consiguió, cuando se consagró en ambas disciplinas en 2018. Además, es la séptima final de Euroliga que disputará en las últimas 11 ediciones.

Este viernes, el equipo que comanda el argentino Facundo Campazzo dio el anteúltimo paso para alcanzar la gloria al vencer en Berlín 87-76 al Olympiakos de Grecia en una de las semifinales del Final Four, con tres puntos, nueve asistencias, cinco rebotes y dos robos del base, que permaneció casi 30 minutos en el campo. Si bien atacó muy poco el aro, Campazzo fue clave para armar el juego del conjunto de Chus Mateo y en el plano defensivo, tanto que no salió en todo el segundo tiempo. El máximo anotador del conjunto español fue el bosnio Dzanan Musa, que logró 20 puntos, con 3/5 triples.

El primer cuarto fue clave para la definición del partido, ya que la defensa intensa dejó al Olympiakos con sólo diez puntos anotados y la efectividad en triples de los blancos le permitió anotar 28 tantos. Esa diferencia comenzó a sentenciar el duelo, más allá de las reacción de los griegos en el segundo tiempo, cuando achicaron la desventaja a diez puntos. «Sabíamos que iba a pasar eso», reconoció Campazzo tras el partido. «Nuestro primer tiempo fue muy bueno y sabíamos que ellos se nos iban a venir con un juego más intenso, iban a arriesgar más para robar la pelota. Pero ese primer tiempo nos sirvió para estar tranquilos y alerta para definirlo», analizó el argentino, que fue campeón en 2015 y en 2018, pero nunca lo consiguió con tanto protagonismo como viene teniendo en esta temporada. 

El rival del Madrid en la final que se jugará el domingo también en Berlín será el Panathinaikos, que en el primer turno se impuso 73-57 al Fenerbahce turco. En el plantel del conjunto griego estuvo Luca Vildoza, pero no contó con minutos por decisión del entrenador Ergin Ataman. La figura del ganador fue el francés Mathias Lessort con 17 puntos y 10 rebotes.

Fuente: Pagina12

También podría interesarte

Comentarios de Facebook

Noticias Relacionadas